27 feb. 2016

«Love», maravillosa dramedia romántica

«AY QUE MY TIMING IS OFF
PORQUE A VECES ASÍ ES COMO IT ALL WORKS
PERO QUE LO CREAS OR NOT
NO TENEMOS CHOICE EN LOS MATTERS OF EL HEART»


Una semana más, y tras haber sobrevivido sin rajarme las venas a ver la magnífica ¡Olvídate de mí!, vuelve RduTcB, un blog cuyo autor disfruta con la pochez como… como… no sé, como alguien que disfruta mucho de la pochez.

Netflix BIEN. Netflix MUY BIEN, de hecho. Que si Master of None, que si BoJack Horseman… y ahora, que si Love, la nueva dramedia (prácticamente anti)romántica que nos trae de las mentes creativas de Judd Apatow, Paul Rust y Lesley Arfin.




Vaya por delante que a mí las películas, series o, en general, cualquier obra de ficción romántica no me gustan. Me repele esa concepción del amor romántico tan rancia que promueven, me repele la chorrada de «el amor lo puede todo», y me repele la estructura «chico conoce a chica, chico y chica se pelean por un malentendido, chico y chica se reconcilian, chico y chica ya son felices porque eh, ahora tienen pareja, lo más importante en la vida».

Es por eso que gozo más con cosas como Extraterrestre, o la ya mencionada ¡Olvídate de mí! (¿han visto qué bien hilado?), porque muestran el amor más como lo que es: algo que a veces bien, pero que a veces mal, y que para nada lo puede todo ni va a solucionar mágicamente las mierdas y problemas internos que tenga cada uno. Y por eso mismo me ha encantado Love, y se lo cuento sin spoilers porque soy así de generoso… y también porque la idea es convencerles de que la vean, Y CLARO.

21 feb. 2016

Deadpool, jocoso subtítulo

«AY QUE EL X GON GIVE IT TO YA
A LA MIERDA EL WAITING A QUE LO CONSIGAS POR TU OWN
EL X TE LO VA A DELIVER TO YA
KNOCK KNOCK ABRE TÚ LA DOOR IT’S REAL
CON EL NON-STOP POP POP Y EL STAINLESS STEEL»




Una semana más, y tras haber dicho «una semana más» cuando debería haber dicho «un mes más», vuelve RduTcB, un blog que actualiza cuando buenamente se puede, oigan, ¿qué pasa, que se creen que no tengo otra cosa que hacer? ¿Que no tengo trabajo? ¿Eh? ¿EH, CABRONES? ¿¡EH…!?

Masacre, creado por Rob «no hace falta dibujar los pies, ¿no?» Liefeld y Fabian Nicieza allá por 1991 (¿se acuerdan de 1991? ¡Los 80…!), se ha vuelto un personaje bastante popular en ciertos círculos ajenos a los cómics gracias a la Magia de Internet™. Que si aparición en memes, que si coñas en foros, que si el (entretenidísimo) videojuego… 

Así pues, la película, donde se lo rebautiza como Deadpool por cuestiones de marketing y unificación de marca, no se ha hecho esperar. Bueno, miento. Sí se ha hecho esperar. No es solo que llevase en desarrollo desde el año 2000, sino que pasó por manos tan dispares como las de David S. Goyer, Robert Rodriguez (sí, sin tilde, como el «solo») y Adam Berg. Finalmente, ha acabado dirigida por Tim Miller y escrita por Rhett Reese y Paul Wernick, guionistas de Bienvenidos a Zombieland.




La campaña de marketing ha sido espectacular. Desde marquesinas que vendían la película como una romántica, pasando por parodias del póster de Linterna Verde, infinitos vídeos promocionales (a cada cual más hilarante), tuits de Ryan Reynolds personalizados para cada país… Ha sido una campaña larga, pero tan estupenda que no ha resultado cansina, ni siquiera pese al INSISTENTE uso del X Gon Give It to Ya para absolutamente TODO. Incluyendo esta entrada. ¿Es parte mi blog de la campaña de marketing? ¿Es esta una entrada patrocinada por Fox? La respuesta, obviamente, es...

NO HOMBRE NO.


CUMBRE.


La campaña prometía que Deadpool iba a ser una revolución del género, una película divertida de principio a fin, una cinta ultrairreverente y CANALLITA que no dejaría títere con cabeza en el género superheroico.

¿Ha cumplido? Pues se lo cuento sin spoilers.