1 may. 2015

«Vengadores: la era de Ultrón»: un paso atrás




Una semana más, y tras haber salvado al mundo de una marabunta de enemigos clónicos, vuelve RduTcB, el blog más poderoso de la Tierra.

Que sí, que a mí me pirra Marvel, que lo sabemos todos. Que eso está claro, que no hay ninguna duda, que no hace falta ponerse en plan Nolan, puñetas. Por eso mismo, y porque me flipó la primera aventura de los Vengatas, le tenía muchísimas ganas a Vengadores: La era de Ultrón. No era para menos, teniendo en cuenta que toda la Fase 2 del Universo Marvel Cinematográfico (UMC) me había parecido canela fina. Vale, Thor: el mundo oscuro no tanto, pero aun así…

Así las cosas, si las aventuras en solitario de los Vengadores habían sido (casi) todas una maravilla, su segunda incursión como grupo tendría que ser la rehostia, ¿no?

Pues no.

Pero al menos tendría que ser una película dignísima, ¿no?

Bueeeeeeeeeeno…





Vengadores: la era de Ultrón tiene dos problemas principales: el primero es que está muy mal contada, y el segundo es que se nota que ha habido tijeretazo en el montaje. Se nota muchísimo. Se nota hasta en el primer visionado. ¿Habrá sido cosa de HYDRA, o es solo que Joss Whedon se ha visto superado por las circunstancias?

Ahora mismo, un repasito organizado a los puntos más destacados de la película. Con spoilers, eso sí, así que si no la han visto aún, vayan a verla, que vale la pena, y luego se vuelven.


-El humor: Por favor, que alguien le diga a Joss Whedon que no hace falta meter chascarrillos cada dos frases, que sí, que ya sabemos que es muy gracioso, que no hace falta que lo tenga que demostrar cada dos minutos… Solo que no es muy gracioso.

¿Se acuerdan de que en prácticamente todas las películas Marvel (sobre todo en las de Thor) hay algunos chistes que están fuera de lugar? Ya saben, chanzas que no encajan en el contexto y se cargan el ambiente de la escena… Pues en La era de Ultrón hay una barbaridad. 


Servidor ante la mayoría de jocosidades de Whedon. Foto cortesía de Ángel Domínguez.


¿Que Ultrón está explicándoles a los Maximoff que va a destruir a los Vengadores? Pues hay un «gag» sobre que se le olvida la palabra «niños». En serio. Un gag ahí. A mitad de discurso malvado. Joder, Joss Whedon, contrólate.

Pues como ese, unos cuantos. A lo mejor es porque no soy uno de los lameculos fanpesaos de Whedon que aplauden como focas amaestradas todo lo que hace, pero en más de una ocasión me dieron ganas de mandarle un whatsapp y ponerle «tio bale ya de xistes xd», porque vaya manera de cargarse la ambientación. En la primera entrega, el cine reía con cada gag. En esta… pues no. Dos o tres risas recuerdo. Whedon se ha querido demasiado y se le ha ido de las manos.


-Hulk: Y hablando de chistecitos y cargarse la ambientación… ¿qué coño han hecho con Hulk? Si en la primera entrega era uno de los hitos de la película y sus escenas eran un gozo, en esta apenas hace nada. No se luce nada.


«¡HULK QUERÍA MAYOR PROTAGONISMO! ¡HULK DESPIDE ENCLENQUE AGENTE DE HULK!»


En serio, Hulk está desaprovechadísimo. Tienen a una mole de músculos, al agente Bestiájez del UMC, y apenas hace nada. Vale, lo de reventar el búnker tiene su gracia, pero es que la sensación general es de que está por cumplir. Hasta la escena de la Hulkbuster Verónica acaba sucumbiendo ante el caos generalizado y avanza como pollo sin cabeza. Un aplauso para ese PUÑETAZO PILÓN, eso sí.

Comentaba yo hace un año que quería ver a Hulk partiendo en dos a Ultrón, en plan viñeta mítica. Bueno, al final pasa. En segundo plano, en una esquina de la pantalla, Hulk coge a un chitauri… perdón, a un esbirro de Ultrón, y lo parte. 

Menos es nada, supongo, porque de dos momentos relativamente chulos que tiene Hulk con Ultrón, uno es un refrito, y el otro pasa en off.


«¡HULK APROVECHA PARA METER MANO CON LA TONTERÍA!»


El primero es cuando Ultrón va a soltar un discurso y Hulk le interrumpe de un MASCÓN que lo encala. Que sí, que muy bien, pero es lo mismo que cuando interrumpe el discurso de Loki… pero en peor. El otro es cuando sube al Quinjet, oímos un «por el amor de Dios», y Ultrón sale disparado del avión. Vale, muy bien, pero quizá hubiese molado más ver un verdadero enfrentamiento contra Ultrón, ver cómo lo coge y lo lanza fuera. Pero no.

Una pena, de verdad. Hulk es uno de mis Vengadores favoritos, y podría haber dado muchísimo más juego. Está mejor aprovechado en la primera entrega, y eso que sale menos. 

-Los momentazos: O más bien su ausencia. Si pensamos en la primera entrega, tenemos el momento Hulk contra Loki, el plano (casi) secuencia, Ojo de Halcón tirándole una flecha explosiva a Loki, lo del Galaga, el cañonazo de Coulson a Loki, el martillazo de Thor sobre el escudo del Capi, el «¿sabe vuestra madre que lleváis sus ropajes?», Iron Man irrumpiendo a ritmo de Shoot to Thrill

¿Qué tenemos en La era de Ultrón? Una ausencia de estos momentos, o en el mejor de los casos, una repetición flojita. ¿Hulk machacando a Loki? Hulk pegándole un sopapo a Ultrón. ¿El plano (casi) secuencia? Tenemos uno al principio, pero a medio gas. ¿Ojo de Halcón tirándole una flecha explosiva a Loki? Ojo de Halcón cascándole una electrificada a la Bruja Escarlata. Y así. Hasta la secuencia de mitad de créditos es un refrito de la de Los Vengadores.


Ni Dragon Ball, oigan
Vale, y esto. Esto muy bien. Mis dieses a esto.


Que una película con los Vengadores no tenga apenas ningún momento realmente espectacular es inconcebible. Le falta ese sentido de la maravilla de la primera película. Vale, en parte se debe a que ya no tenemos el factor innovador de verlos juntos por primera vez, pero aun así es de juzgado de guardia que apenas contemos con uno o dos puntos memorables. Es una oportunidad perdida tras otra.

Eso sí, el cameo de Stan Lee es de los mejores que ha hecho. EXCELSIOR!


-Ultrón: Ultrón es una inteligencia artificial basada en la replicación de lo que hay dentro del cetro de Loki, que encierra la Gema de la Mente, y que al intentar integrarla en la Legión de Hierro de Iron Man, se vuelve tarumba y ve que hay que provocar un evento de extinción para salvar a la humanidad. O para acabar con ella. O algo.

Los villanos nunca han sido el punto fuerte del UMC. A día de hoy, el mejor construido es el Kingpin de Daredevil (normal, por otro lado, al tener 13 episodios para desarrollarlo), pero nos hemos comido mierdas importantes como el Malekith de Thor: el mundo oscuro o los dos villanos de tres al cuarto de Iron Man 2.


DÓNDE VAAAAS CON ULTRÓÓÓÓÓN DE MANIIIIIIILAAAAA DÓNDE VAS CON VIBRANIUM CHINÉS


Ultrón empieza siendo un buen villano (su primera forma da toda la grima del mundo), sigue siendo un buen cabronías megalomaníaco… y luego se va desinflando conforme avanza la película. Deja de ser un robós sardónico y pasa a convertirse en un latas obsesionado con actualizarse, igual que un usuario de Apple.

Tampoco le ayuda mucho que muchas de las cosas que hace estén explicadas igual que el resto de la película: REGULAR. Por ejemplo, cuando muda de cuerpo por primera vez, lo hace, literalmente, por elipsis. Acaba una escena, empieza otra, y hale, ya tiene cuerpo refinado. Sí, Strucker estaba haciendo roboses, pero eran los centinelas, los chitauri de esta peli. Claro, se hace otro cuerpo más chulo, pero, joder, ¿por elipsis? ¿En serio? ¿Y por qué no se hace más cuerpos, ya puestos? Si total…


ULTRÓN MACHIRULO


Con todo, tampoco es mal villano, que conste. El diseño, aunque algo Transformers, es resultón y queda chulo cada vez que aparece en pantalla. Es una pena que en el clímax final acabe siendo poco más que otro robot cualquiera, pero en fin. Hablando del clímax, hay que decir que se agradece que los Vengadores se centren en evacuar a los civiles, que para eso son superhéroes, ¿no? Igualito que Superman en El hombre de acero, vaya.

Como extra, les diré que Roberto Encinas, el actor de doblaje español de Ultrón, dobló a un personaje CUÑAO en una serie que traduje hace algún tiempo, así que soy feliz.


-La Cofradía del Santo Tijeretazo: Les decía que Ultrón muda de cuerpo por elipsis. Bueno, en esta película pasan MUCHAS COSAS por elipsis. Tras el ataque de Ultrón, Thor se pone la armadura, se va de la torre de los Vengadores, persigue a un centinela y vuelve… todo fuera de plano. Hulk se transforma fuera de plano, la trama de Thor y su visión está desdibujada, hay muchas escenas que salen en los tráilers y no en la película… Se nota que ha habido mucho recorte en el montaje. Se nota muchísimo. 


Como en el final de Avatar
«AY RIDIELA QUE HAN CORTAO’ A SACOPACO»


Evidentemente, en todas las películas se quedan cosas en la sala de montaje. En este caso, según dicen, había un montaje de 3 horas… con lo que le han quitado unos 45 minutos. Y vaya que si se nota. La película está apresurada, en ocasiones es caótica, muchas cosas quedan sin explicar (¡los poderes de la Visión!) y sobre todo hacia el final es un sindiós de escenas apretujadas.


-Armadura letal: ¿Se acuerdan de esas escenas tan chulas de montaje de armadura de Iron Man? Sí, hombre, sí, en cada película de su saga, y también en Los Vengadores

Bueno, pues aquí no hay. En serio. Nada. Que sí, que Iron Man estrena dos armaduras, la Verónica y otra, pero el montaje pasa… efectivamente. Fuera de plano. Para variar. Que no se haya aprovechado el tener la Hulkbuster para cascarse una escena chula es algo que no entiendo. 


VAMOOOOO VERÓNICA VAMOOOOOOO
¿Ven este gif? Pues es todo el montaje que se ve en pantalla del ensamblaje de la Hulkbuster.


Es como si a Whedon le hubiese dado pereza y hubiese dicho «eh, a la mierda, las cosas chulas que pasen en off, que se las imaginen los espectadores».


-Los Maximoff: Pietro y Wanda, o lo que es lo mismo, Quicksilver Mercurio y la Bruja Escarlata. Confiaba mucho en esta pareja. Tenía muchas ganas de verlos. Sí, el Mercurio de Días del futuro pasado molaba, pero era, como suele pasar con Bryan Singer, una escena aislada y ya. El Mercurio de La era de Ultrón iba a ser mejor, iba a salir durante toda la película, y estaba escrito y dirigido por Joss Whedon. Iba a ser la hostia, ¿no?

No mucho.

«¡Aúpa ahí!»


Mercurio está ahí y… no sé. Corre. Mercurio corriendo ahí, ¿no? Corriendo con sus cosas. Mercurio el runner. ¿Aprovecha para dar puñetazos a ultravelocidad? No crean, ¿eh? Es más de dar empujones. En fin.

Whedon, quizá para evitar comparaciones con Días del futuro pasado (o quizá porque ya lo tenía pensado así desde el principio), apenas recurre a la cámara lenta en una secuencia corta que… pues no sé, bueno. Ahí está, ¿no? Ni fu ni fa. Es MEHRCURIO.

Es que en serio, no sé, yo tenía muchas ganas de ver a Mercurio, y me mola el efecto estela, pero es muy poco vistoso y está desaprovechadísimo. Podría haber repartido guantazos ultrasónicos, y nada, empujoncitos, un sopapo al Capi en los morros, y ya. Bueno, no, que al final LE ENTRA FLATO. Joder, que tiene la fisiología adaptada para resistir las hipervelocidades, los impactos y demás, PERO LE ENTRA FLATO. CONTRA EL FLATO NO PUEDE HACER NADA.


Image and video hosting by TinyPic
BUAAAAAH XABAL KE TE A EMPUJAO HABER K ACES AORAAAAA XDXDXD


Y luego se lo cargan. Que bueno, a ver, como al principio sale la máquina curativa esta, imagino que está la puerta abierta para «resucitarlo» si quieren (total, resucitaron a Coulson), pero en fin, que otra oportunidad perdida.

La Bruja Escarlata ya mejor. Tampoco hace mucho más que ser un mecanismo de guion para TROLIAR a los Vengadores, pero se le ve el potencial, se le nota que puede dar mucho juego en el futuro, en Civil War (está confirmada su aparición) y en la Guerra del Infinito, además de aportar un factor nuevo al UMC con sus poderes.

Ha habido quejas de que no tiene sus poderes de manipulación de la realidad, pero es que, joder, eso ya sería abusar, porque supone hacerla EXCESIVAMENTE PODEROSA. En mi opinión, está bien como está.


Y TANTO QUE ESTÁ BIEN COMO ESTÁ EH CRACKS JAJAJAJAJA ANDA QUE NO JAAJA CLARO QUE SÍ MADRE MÍA JAJAJAJA *le da una calada a un purito y echa un trago de coñac Soberano*


Ah, y por favor, vale ya de quejarse de que el acento «no suena bien»: son de Sokovia, un país ficticio. No hay nada con lo que compararlo. 


-La Visión: Y si hablamos de añadidos al UMC, no puede faltar la Visión, claro. La Visión me ha flipado. Me parece el gran acierto de la película. En serio.

Era complicado traer a la Visión al UMC, porque a ver cómo explicas que es un androide que vuela, tira rayos y puede modificar su densidad corporal… ah, claro. Haciendo como Whedon: no explicándolo. O explicándolo lo justito.

He leído a varias personas quejándose de que no entendían de dónde salía la Visión ni qué poderes tenían. Lo de los poderes es normal porque ni se molestan en explicarlo. El origen… bueno, a ver: dentro del cetro de Loki está la Gema de la Mente, que tiene una especie de «inteligencia». Esa Gema se la ponen al cuerpo artificial androide de la Visión (yo pensé que sería la del Alma), que, junto a parte de J.A.R.V.I.S. (Mercurio desconecta el cable antes de que la transferencia sea completa), crean algo distinto: Visión.


«¿Eh?»


Me preguntaba yo hace tiempo cómo justificarían que la Visión llevase capa, porque ya saben que en las películas tienden a explicar cosas que en los tebeos, sencillamente, son sin más. Pues no lo explican. Sencillamente la Visión altera su apariencia para ponerse un trajecito verde y una capa amarilla la mar de maja. Envidia de Thor, supongo. El caso es que me parece bien, ¿eh? Pero no tengo claro que al espectador que no ha leído tebeos le funcione todo este asunto, desde su origen hasta sus poderes, pasando por su apariencia, porque es un personaje RARO como para no explicar nada.

Ahora bien, Visión es una maravilla. Desde su ternura («estoy del lado de la vida»), hasta su inocencia («es que nací ayer»), pasando porque es digno del Mjolnir, el personaje está tratado con mucho mimo, y seguro que es una pieza principal de lo que está por venir.


-Los Nuevos Vengadores y el futuro: Tenía que pasar. Los contratos se acaban, y los Vengadores tenían que acabar cambiando sus filas, igual que en los tebeos.

Actualmente, todos los Vengadores actuales tienen contrato hasta la Guerra del Infinito, pero más allá de esas dos películas, si no renuevan, se acabó. Por lo tanto, me parece lógico que vayan adelantando acontecimientos y que los Vengadores vayan rotando.


«¡VENGADORES, VAMOOOOOOO!»


El problema que veo es que seguramente al público le cueste adaptarse, porque los Nuevos Vengadores no tienen la enjundia de Thor, Iron Man y Hulk. Bueno, la de Ojo de Halcón sí, claro. Y más.

Tenemos a Máquina de Guerra, o sea, el Iron Man de marca blanca. No es nada nuevo para los lectores de tebeos que Rhodes ocupe el lugar de Stark, pero no es lo mismo, claro. Ahora bien, Máquina de Guerra, si lo desarrollan más, puede molar como personaje. El traje ya lo tiene, falta la persona.

El Halcón Falcon fue uno de los aciertos de Soldado de Invierno, así que me mola tenerlo en los Vengadores. Lo único malo es que quizá en combate es un poco la versión pobre de Máquina de Guerra: ambos vuelan y tienen pistolas, pero Máquina de Guerra está mucho mejor preparado. 

En cuanto a la Bruja Escarlata y la Visión, bastante he hablado de ellos ya. Baste decir que me molaría ver en pantalla su relación de los tebeos, pero no sé si es algo que vayan a atreverse a llevar a la gran pantalla… aunque después de Guardianes de la Galaxia ya me lo creo todo.


Y esto. Esto LO NECESITO.


En fin, en la Guerra del Infinito seguramente tengamos a los dos grupos de Vengadores reuniéndose (¿también junto a los Guardianes?) para luchar contra Thanos, quien por fin ha movido el culo del trono y se ha levantado para hacer algo más que estar sentado y sonreír.

El que no volverá será Joss Whedon, que se ha quejado en varias ocasiones de que para él dirigir La era de Ultrón fue agobiante porque había muchos personajes y escenas muy grandes. Hombre, ¿qué esperabas? Son los Vengadores, no los Cuatro Fantásticos. Claro que hay muchos personajes.

El caso es que ahora los jefazos de la Fase 3, aparte del gran Kevin Feige, son los Russo, que dirigirán Civil War y la Guerra del Infinito, con guion de Markus y McFeely, que ya hicieron cosas finas como Soldado de Invierno, pero también castañas pilongas como Thor: el mundo oscuro. Eso sí, yo confío porque la buena, la BUENÍSIMA, Soldado de Invierno, fue con los Russo, así que de momento voy muy a tope con ellos.


«Y como no salgan bien, me levanto y la tenemos, que soy como el Joker de Leto, que estoy to’ damaged».



En resumen, La era de Ultrón es una película entretenida, con buenas secuencias de acción que quedan algo empañadas por el montaje caótico, y que sabe más a transición hacia la Fase 3 que como culmen de la Fase 2. Es un adiós amargo de Whedon, que en vez de irse por todo lo alto, se queda alargando el chiste hasta que pierde gran parte de la gracia. Con todo, bien vale la pena ir a verla al cine para pasar más de 2 horas bien entretenidas y reunirse con esos viejos amigos que son los Vengadores. Lo malo es que pudo haber sido mucho más, y al final se ha quedado a mitad de camino, como película de transición.






P.D.: La semana que viene no habrá entrada porque estaré en Alicante, participando por segunda vez en una mesa redonda que organizo y modero sobre traducción de franquicias con varios traductores, entre ellos, casualmente, el responsable de La era de Ultrón.

El día 15, es decir, dentro de dos semanas, estaré comentando en directo junto a Raúl Salazar (dibujante en El jueves) y Sixto García (tipo audiovisual en general), o sea, que haremos un CinemaScupe. En este caso la película escogida será Troll 2, y la liaremos en Las Naves, en Valencia. Pueden comprar las entradas por anticipado aquí.