6 nov. 2012

La Cabina 2012, festival de mediometrajes




Interrumpimos la programación habitual para ofrecerles una entrada que cumple las dos I: Informativa e Interesante.

¿Cuántas veces les ha pasado eso de ver una película y pensar «le sobra mucho metraje»? Muchas, ¿verdad? ¿Y cuántas veces han visto un corto y han pensado «le falta algo de metraje para ser redondo»? Muchas, ¿verdad? Pues los mediometrajes están ahí para ayudarles.

Los aficionados a los mediometrajes estamos de enhorabuena, porque del 9 al 18 de noviembre se celebra en Valencia La Cabina, el único festival internacional de mediometrajes, organizado por el incansable Carlos Madrid.




Hoy ha sido la rueda de prensa de presentación, con Nuria Cidoncha, directora del IVAC; Antonio Ariño, vicerrector de Cultura e Igualdad de la Universitat de València; y, claro está, Carlos Madrid, director del festival.

En ella se ha enfatizado la apuesta por el formato del mediometraje, ninguneado en las salas de cine pero que da lugar a obras muy interesantes, como las que se proyectarán en La Cabina. Por ejemplo, El monstruo de Nix, dirigida por Rosto, y con las voces de *gritito de fan* Terry Gilliam y Tom Waits; un mediometraje realizado en stop motion sobre un joven que se enfrenta a un monstruo que atemoriza a su pueblo. Y Tom Waits dobla a una golondrina gigante. No puedo pedir más.

Otro de los mediometrajes proyectados, que algunos tuvimos ocasión de ver el domingo pasado en la Fnac, es Blackstory, de Christoph y Stefan Brunner, una serie de historias criminales entrelazadas con una puesta en escena muy peculiar: en varios momentos de la cinta, la pantalla se desdobla en cinco viñetas en las que siempre está pasando algo interesante. Yo, como Joaquín Prat, ¡se lo recomiendo!

La Cabina, que en tres años ha pasado de mil cien espectadores a mil ochocientos, también proyectará en primicia en España A Day at the Gallery¸ mediometraje dirigido por Neil Young sobre un artista que examina en una galería imágenes de distintos eventos de la historia estadounidense. Todo esto acompañado de temas de Americana, el último disco de Young.

Además, seis de los directores de las cintas exhibidas (entre ellos Rosto) asistirán al festival para presentar sus obras. Sí, intentaré que mis preguntas a Rosto no sean exclusivamente referidas a cómo es Tom Waits en la vida real y si me lo puede presentar.


Tom Waits poniéndole voz a una golondrina monstruosa. POR QUÉ NO.


Yo que ustedes no me lo perdería. De hecho, no me lo voy a perder. La Cabina es una ocasión de oro para ver obras que tal vez de otro modo, ya sea por falta de distribución o por otros motivos, no verían. Como diría Gandalf, «¡asistid, insensatos!».