24 ene. 2010

¿Sueñan los guionistas con chorradas eléctricas?: Crítica de FlashForward

“Don't it make you feel so sad, don't the blood rush to your feet
To think that everything you do today, tomorrow is obsolete?
Technology and women and little children too
Don't it make you feel blue? Don't it make you feel blue?
For more news from nowhere
More news from nowhere”
More News from Nowhere, Nick Cave & The Bad Seeds



FlashForward. Esa serie que nos vendieron como la sustituta de Perdidos (o Lost, para los más internacionales) y que tuvo a tantos esperando su estreno. ¿Valió la pena? Pues hombre…

AVISO: Como todas mis críticas, ésta también contiene spoilers. Así que, si no quiere enterarse de nada de la serie, será mejor que lea mi artículo sobre El Hormiguero (¡cuidado, contiene spoilers sobre las secciones de Flipy y Marron!).




La premisa de FlashForward es la siguiente: un día, mientras ven Telecinco sin motivo aparente, la población mundial se desmaya durante 2 minutos y 17 segundos. Durante ese tiempo, tienen una visión de su futuro, concretamente de lo que estarán haciendo dentro de seis meses. Hay quien no ve nada, por lo que se interpreta que estarán ciegos muertos. Pero una grabación muestra que alguien no se ha desmayado.





Y ahora... los personajes. Todos carismáticos y llenos de matices, eh.


¿Esto es todo lo que hay? ¿No hay otra foto más elegante y menos cutre?


Así mejor, dónde va a parar


- Mark Benford: Interpretado (pobremente) por Joseph Fiennes, Mark Benford es el agente del FBI más estúpido de la Historia. Ah, y ex-alcohólico. Es el clásico protagonista alelado, como Urkel o Peter Petrelli. En su flashforward se ve enfrente de un mural llamado Mosaico con todas las pruebas recogidas sobre el desmayo.


"Hale, qué majo me ha quedado... ¿Y ahora qué hago con esto?"


Cuando está admirando el mural, le da un lingotazo a la petaca y, para más inri, un grupo de encapuchados empieza a dispararle. Y luego, se despierta. ¿Había sido todo un sueño?



No, hombre, no. Un flashforward.


Benford, al despertarse de su flashforward


Benford se dedica a dar vueltas desorientado y a ser incapaz de averiguar nada. De vez en cuando, hace tratos con prisioneros nazis, en los que intercambia la libertad incondicional por un libro de ornitología (vamos, sobre pajarracos y esas cosas con alas).


"Si me liberas, te daré lo que quieras. ¿He oído 'libro de ornitología'? ¡Pues que así sea!"


¡Pero eh, que le sirvió de ayuda! ¡Que gracias a él supo que los cuervos murieron durante el flashforward! Lo que me recuerda que, en el primer capítulo, al despertarse de su flashforward, Benford se encuentra a un canguro en mitad de la carretera.


"¡Queda detenido! ¡No huya!"


¿Y qué hizo Benford? ¿Cuál fue su reacción ante este inusual suceso? Pues…


"Caramba, un canguro"


Benford está casado con Olivia Benford (o Penny en Perdidos), una doctora de hospital que en su flashforward ve que le está siendo infiel a su marido. ¿Y quién podría culparla? Tiene que ser un suplicio estar casada con Mark. Seguro que si va a hacer la compra acaba volviendo a casa con un saquito de habichuelas mágicas.

A pesar de lo rancios que son ambos, Olivia y Mark tienen una hija, Charlie. Ella, en su flashforward, ve algo relacionado con el malvado (supongo) D. Gibbons, uno de los sospechosos buscados por el FBI en relación con el apagón (que así es como llaman, y voy a llamar, al flashforward. Es más corto) que hizo que todos viesen el futuro y blablabla. El caso es que la cría parece saber algo, y así nos lo hacen saber en un capítulo que concluye con Charlie diciéndole a su padre:

“D. Gibbons es un hombre malo”

Benford, conmocionado ante el hecho de que su hija pequeña sepa más sobre Gibbons que él mismo, no tiene más remedio que preguntarle lo siguiente:


"¡¿HURN?!"


Y yo pensé “bueno, en el siguiente capítulo nos revelarán algo de D. Gibbons, a fin de cuentas, Benford está a cargo del caso y es evidente que su hija sabe algo. Le preguntará.” ¡Pues no! ¡No le pregunta! De hecho, a día de hoy, no le ha preguntado nada. Vamos a ver, majete, tu trabajo consiste en averiguar todo lo que puedas sobre el apagón. ¿Es tan complicado preguntarle a tu hija qué es lo que sabe?

Pero claro, es que en FlashForward gustan de hacer capítulos totalmente anodinos en los que no pasa nada de nada hasta los últimos dos minutos. En esos dos minutos, sucede algo relevante y nos dejan con la intriga hasta el capítulo siguiente que les sale de las narices, porque de los 10 capítulos que han hecho, no han resuelto prácticamente nada.

Hablando de nada, pasemos a un personaje que no me cae nada bien (¿habéis visto qué bien hilado?): Demetri Noh, interpretado por John Cho (Sulu en el reinicio de Star Trek).


Noh noh me cae bien. ¡JOAJOAJOAJOA! Perdonad, el chimpancé que me escribe los chistes está en su hora de descanso


El impresentable este es el compañero de Benford, y cuando se despierta tiene la siguiente conversación (más o menos):

Benford: Oye, ¿estás bien? ¿Qué has visto en tu flashforward?
Noh: ¿Qué he visto en mi qué?
B: En tu flashforward. Así a botepronto, yo diría que lo que hemos visto en este desmayo es una visión de nuestro futuro, de unos seis meses aproximadamente. Así, a ojo de buen cubero.
N: Pues es que… yo no he visto nada. Digo yo que será porque dentro de seis meses estaré muerto.

Pues eso, que dentro de seis meses el señor Noh va a estar criando malvas. Es más, recibe una llamada diciendo que el día que va a cascar es el 15 de marzo de 2010, el mismo día que volvía la serie tras el parón de invierno.


"¿Está el enemigo? Que se ponga."


Pero ahora resulta que la serie va a volver el 18, no el 15. Así que espero que la primera escena del capítulo sea la siguiente:

Benford: ¡Demetri! ¡Demetri! ¿Dónde está mi Demetri?
Tipo que pasa por allí con un pato en la cabeza: Se murió, ¿qué no sabes?
B: ¡No! ¡No! ¡NOOOOOOOOOOOOOOOOOO!
TQPPACUPELC: Exacto, Noh. Demetri Noh. ¡Que se ha muerto! De hecho… ¿no lo mataste tú, granujilla?
B: Uy, leche, si es verdad. No me acordaba. Cuán culpable me siento.

Sí, porque según revelan en el capítulo 10, es Benford el que mata a Noh. A mí no me extraña, la verdad, es la mar de irritante, un quejica y un incompetente. Bueno, como Benford, en realidad. Son tal para cual.


"- ¿Irritante yo? ¡Sujétame, Benford, que no respondo!
- ¡Tranquilo, reserva tus fuerzas para el karaoke!"


Y ahora tenemos a… Lloyd Simcoe y Charlie Simon Campos. El primero es el tiparraco con el que Olivia le es infiel a Benford. Se conocen en el hospital, tras el apagón, porque la mujer de Simcoe y madre de su hijo autista muere en el apagón. Ah, y además es uno de los responsables del apagón. Resulta que el acelerador de partículas de Ginebra que tanta gente decía que nos iba a mandar a todos a la mierda iba a provocar el fin del mundo no causa el fin del mundo, pero sí flashforwards. Pues vale. Campos, por otra parte, es un científico chulesco y malote que no quiere aceptar la responsabilidad del apagón. A mí me da igual lo que digan, yo cuando le veo no veo a un científico premio Nobel, sino a un matón barriobajero. Vestido con un traje caro, pero matón barriobajero a fin de cuentas.


Son como Faemino y Cansado


A todo esto, hay que decir que Jack Davenport, que interpreta a Simcoe, es el único actor de la serie que trabaja de una forma más o menos pasable. Por cierto, para los que están pensando “¿de qué me suena este tipo?”, les diré que interpretó al Comodoro Norrington en Piratas del Caribe.


"Hola, soy Jack Davenport. Al verme vestido así, quizá penséis que no puedo caer más bajo. Esperad a verme en FlashForward."


Y ahora… ¡los personajes que no le interesan a nadie!

- Aaron Stark: Amigo de Benford. Sólo con esto, ya os podéis imaginar lo interesante que es el personaje. También es un ex-alcohólico, y su hija, a la que creía muerta en Irak, no lo está, sino que está vivita y coleando cojeando (perdió una pierna en una explosión). Ah, y ahora bebe que da gusto. Pues qué bien.

- Bryce Varley: Iba a suicidarse (tiene cáncer) cuando sucedió el apagón. Se vio hablando con una gachí japonesa. Suficiente razón para no suicidarse.




- Stanford Wedeck: Jefe del FBI en Los Ángeles. Todo el mundo le toma por el pito del sereno. Es negro, así que sirve en cierto modo de alivio cómico.

- Janis Hawk: Lesbiana y soltera. En su flashforward se ve embarazada. A mitad de serie le pegan siete tiros, pero sobrevive, y dice “¡PUES AHORA SÍ QUE ME QUEDO EMBARAZADA!”. De momento, la única manera de que se quede embarazada sería una que cuenta Tom Waits:

“Una de las cosas que más me preguntan es si es posible quedarse embarazada sin tener relaciones sexuales. Lo que me recuerda la historia de un soldado al que una bala perdida le atravesó un testículo y acabó en los ovarios de una chica. Nueve meses más tarde nació el crío, y todo el mundo estaba contento. Aunque el soldado estaba un poco cabreado.”

En cuanto al argumento, les hago un breve resumen, porque total, de 42 minutos de capítulo, sólo pasan cosas relevantes en los dos últimos.


Tras el apagón, el FBI monta una página web donde la gente puede contar lo que ha visto en su flashforward. Así contrastan historias y se hacen una idea de cómo será el mundo en seis meses. ¿Que cómo saben que son seis meses? Porque Wedeck lo ve en un periódico que leía en su flashforward. ¿Que por qué se fían de que la gente vaya a contar la verdad en la web? Porque son idiotas confían en la buena voluntad de la gente. Ven que un tipo no se desmayó. La nohvia de Noh dice que en su flashforward se estaba casando con él. Luego resulta que no, que no era una boda, sino el funeral de Noh. Se entiende la confusión, el tío es un rancio.




Olivia conoce a Simcoe. Lo reconoce. Decide distanciarse de él, pero no funciona. Parece que hay acercamiento. Benford comienza a beber, blablablablabla. Luego nos cascan un capítulo centrado en Bryce (llamado Believe, ¡evitadlo!) que no le interesa a nadie y que rompe el esquema de la serie. A saber:


Esquema de un capítulo normal de FlashForward:
No pasa nada ----> No pasa nada ----> Pasa algo ----> Se acaba el capítulo
Esquema de Believe:
No pasa nada ----> No pasa nada ----> No pasa nada ----> Se acaba el capítulo


"- Olivia... tengo cáncer, me iba a suicidar... pero en mi flashforward vi que conocería a una chica... ¡y aquí estoy!
- Cuéntaselo a quien le importe, Bryce."


Tras investigaciones que llevan a Benford y a Noh a Alemania, donde hacen un trato con un nazi del que obtienen un libro sobre ornitología y el nazi la libertad, descubren que ya hubo un apagón en Somalia hace unos diez años. Vemos que en Somalia hay unas torres extrañas. Nos dejan con la intriga durante diez minutos, el tiempo que tardamos en olvidarnos del capítulo siete capítulos. Un tipo se suicida porque en su flashforward vio que había gente que moría por su culpa. Eso demuestra que el futuro se puede cambiar. La hija de Benford sabe algo de D. Gibbons, uno de los principales sospechosos. Benford no le pregunta. En el capítulo 10, "A561984", llamado así porque es el número de serie de la pistola con la que Benford matará a Noh, vemos por fin al tal D. Gibbons, pero no nos revelan nada sobre él. Bueno, sí, que es delgado y se sienta en sofás.


"Hola, soy D. Gibbons. No, Dave Gibbons no.


Campos y Simcoe confiesan que son responsables del apagón en una rueda de prensa, aunque Campos no cree que sea su culpa. Cuando van a dar de alta al hijo autista de Simcoe, hay un tiroteo que se zanja con Simcoe secuestrado y Olivia teniendo que quedarse con el chaval. Fin. Por ahora.


Y ya está. La serie no tiene más. Es aburridísima. Según dicen ahora, FlashForward contestará a todas las preguntas, y habrá otro apagón. ¡Qué inesperado!




Mi consejo: no pierdan el tiempo viéndola. Aunque, para que les voy a engañar, yo, ya que me he tragado la serie hasta aquí, veré como acaba la temporada. Pero o mucho mejora, o que no cuenten conmigo para la segunda temporad--------------------------


137 segundos después…


¡He tenido un flashforward! Dentro de seis meses se anunciará que, debido a su baja calidad, FlashForward se cancela. Ah, y también se anunciará que todo aquel que no lleve unos tirantes coloridos será multado con un pellizco en la nariz. Quedan avisados.


Lo mejor: Que en los dos últimos minutos de capítulo pasa algo. El capítulo "A561984", en el que la trama avanza más que toda la temporada.
Lo peor: Que los primeros 40 minutos de capítulo sobran. Que los actores son horribles. Joseph Fiennes. Que Noh no haya muerto aún. Que, como el futuro parece ser mutable, es posible que Noh al final no estire la pata. La manía de hacer una escena estilo videoclip musical hacia el final de casi todos los capítulos.




"¿Qué? ¡¿Sólo dos boinas?! ¡Furioso me hallo!


Y mañana, de vuelta a la universidad, lo que implica tener que levantarme a las cinco de la mañana los lunes y los martes, y a las seis de miércoles a viernes. ¡No llores, Renfe, volveremos a estar juntos muy pronto!


Ver la entrada original en Wordpress